Marco Eduardo Murueta contacto videos Sobre Marco Murueta Enlaces libros inicio Inicio

Redes

Enlaces destacados

http://amapsi.org/Imagenes/amapsi-org.gif
Revista Alternativas en Psicología

Foto: Eneas De Troya

Prezado Luis, muito obrigado pelo analisis do primer borrador para um novo projeto constitucionai do México.

Tienes razón en mucho de lo que expresas. Tus observaciones son muy buenas y serán muy útiles para mejorar el borrador parcial de un nuevo proyecto constitucional mexicano. Con este trabajo que has hecho te conviertes en uno de los más importantes constituyentes de la nueva nación y la nueva humanidad a la que aspiramos. Te agradezco mucho y valoro mucho eso.

En ese contexto, te comento lo siguiente, a ver qué te parece:

Nosotros no estamos construyendo el "socialismo" sino la Sociedad del Afecto, una sociedad basada en la cooperación y la afectividad, contraria a todo tipo de abuso de unos por otros. Una sociedad donde el bien de una persona sea sentido como bien de la comunidad y el bien de la comunidad cada persona lo siente como bien propio. Hasta donde esto sea posible, nos gustaría al menos un 60%.

Si observas las constituciones de Bolivia y de Venezuela son también muy extensas porque detallan muchas cosas. En México, se ha abusado demasiado de las ambigüedades legales. Una idea general es interpretada de manera mañosa por los que se creen hábiles para manipular a los demás. Por eso, sí se requiere bastante precisión en el nuevo proyecto. Sin embargo, hemos previsto compactar el texto lo más posible después de tener el primer borrador general que se está construyendo capítulo a capítulo, sin una visión de conjunto. Hay cosas repetidas o que no están bien ensambladas. En febrero-marzo de 2017 haremos esa revisión y compactación para luego imprimir un libro que pueda ser instrumento de difusión por todo el país.

Sí, queremos un modelo autogestionario y cooperativo.

Para garantizar educación, salud, vivienda y libre tránsito por todas las carreteras, además de oportunidades de desarrollo cultural, necesitamos un minucioso análisis de viabilidad económica, considerando también el trabajo voluntario, el intercambio (trueque) y el ahorro de lo que ahora se gasta en campañas electorales, vigilancia, seguridad, control, publicidad engañosa, burocratismo, etc.

Aunque el proyecto es extensivo, sí hay mucho que deberá ser regulado por las leyes que emanarán de la Constitución. Con base en tu comentario, revisaremos la conveniencia de dejar algunas ideas de manera más general para que luego sean precisadas en las leyes y planes. El Consejo Nacional será constituyente permanente para ampliar o modificar la Constitución y las leyes. Las modificaciones constitucionales deberán ser consensuadas o aprobadas por una mayoría de al menos dos terceras partes. Cada estado federal tendrá también su propio Consejo con facultades legislativas correspondientes.

Tienes razón, falta expresar con más claridad el derecho de todos a formar clubes, asociaciones, organismos y partidos políticos, los cuales deberán tener acceso amplio a la radio, la televisión y otros medios de comunicación para influir con sus ideas sobre la comunidad. No habrá cuotas de partidos, pero se valorará mucho y se deberá atender a la cantidad de personas organizadas que tengan una idea, una propuesta, procurando dar cabida y acomodar todas de la mejor manera posible. La idea es que nadie se sienta simplemente derrotado, sino, al revés, tomado en cuenta, integrado en las decisiones. No deberá desecharse fácilmente ninguna propuesta. A todo se le deberá buscar su esencia racional, buscar la concordia, y tomar decisiones por votación cuando éstas no causen demasiada división o discordia entre el pueblo. Por eso, deben evitarse mayorías simples (50% más uno) en las decisiones fundamentales. Puede haber casos en que no haya más remedio que la contraposición y triunfo de un enfoque sobre los otros, pero esto sería lamentable y debiera buscar ser corregido a través de muchas acciones de diálogo, intercomunicación, negociación, debates, foros, etc.

Desde luego, el proyecto es un sueño colectivo del cual debemos aterrizar lo posible. Pero podría ser que este proyecto constitucional sirva para que México sea una síntesis de la historia, que abra una nueva etapa que puede acoplarse simultáneamente con muchos otros países-pueblos y al final con todos los países-pueblos. El cómo llegar a esa sociedad del afecto comienza por imaginarla, por dibujarla en este proyecto constitucional, como los planos de una casa que deseas construir. Y luego ver si es posible convocar a un gran movimiento y organización popular para ejercer el poder y desplazar a los abusivos. Un sueño que convoca colectividades tiende a hacerse realidad. Sobre todo si es más efectivo (eficaz y eficiente) que los modelos decadentes que ahora tenemos. Es un reto para todos los seres humanos ver si podemos a acceder a una etapa inteligente en que no destruyamos el planeta, siendo capaces de captar la enorme potencialidad de la cooperación y la fraternidad comparada con esa vida de obstrucción, rivalidad, guerras, vigilancia, persecusiones, campañas electorales manipuladoras, que cuestan muchísimo dinero (esfuerzos humanos desperdiciados y usados contra otros). Queremos ver esos amaneceres con derecho a ópera lírica.

En el borrador que te envié, todavía faltan los capítulos referentes a economía, trabajo, consumo, procesos judiciales, seguridad pública, defensa nacional, relaciones internacionales y procedimientos para modificar la constitución. Pronto tendremos redactado lo de economía, trabajo y consumo, ya lo discutimos. El 23 de enero veremos procesos judiciales y seguridad pública. El 5 de febrero revisaremos lo de defensa nacional, relaciones internacionales y procedimientos para modificar la constitución. Desde ahora, estoy haciendo una primera revisión general, por eso, es muy útil la revisión que hiciste y será muy importante contar contigo para los siguientes pasos. Es muy importante tu contribución revolucionaria.

Los verbos en futuro se pondrán en presente para hacer más contundente el sentido de Ley Constitucional, considerando claramente lo que se considere transicional.

Aunque sea gradual la transición de las empresas capitalistas a cooperativas es muy probable que esa idea cauce gran revuelo y crisis económica por la salida de capitales. Estamos analizando la posibilidad de coexistencia entre empresas capitalistas y cooperativas, haciendo un estado incubadora de cooperativas, incentivando y apoyando la economía solidaria y cooperativa a gran escala para desplazar a las empresas capitalistas de manera natural. Si quitamos la plusvalía que corresponde a los propietarios de las empresas capitalistas y regresamos el 50% a los consumidores y el otro 50% a los trabajadores-cooperativos, si tuviéramos una eficacia y eficiencia similar en las empresas, tendríamos una gran ventaja competitiva para rebasar a las capitalistas ¿no crees? El reto es tener ese nivel de eficacia y eficiencia o rebasarlo también.

Explícitamente queremos vencer todo dogmatismo y estar atentos a todas las ideas clásicas y nuevas que puedan contribuir al buen vivir, a la equidad, a la justicia, a la fraternidad, a la democracia plena, a la libertad. No queremos burocratismo. Tampoco queremos ingenuidad o distracciones desafortunadas en el cuidado del proyecto. No queremos más el retorno de los abusivos sometiendo al pueblo.

Es muy buena tu idea de explicitar la vida democrática en todas las instituciones y no solamente en las educativas.

El aprendizaje creador es precisamente antidogmático, la idea es que todo aprendizaje sea una recombinación de las experiencias antecedentes, una síntesis, para ir sobre el horizonte del presente, construyendo el futuro. Desde pequeños los niños pueden aprender creadoramente en todo momento. Los hábitos y los esquemas serán usados, pero no serán un fin en sí mismos.

Los personajes que se enlistan en el preámbulo son quienes han dedicado su vida a luchar por la justicia, por la equidad, por la fraternidad, por la democracia plena, por la libertad. Fueron propuestos por diferentes personas en la sesión de trabajo que se tuvo para ello. Habría que ver si conviene o no quitar a alguno(s). Si los mencionas de manera específica te lo agradeceré.

Con tus contribuciones y muchas revisiones que faltan esperamos convencer a algunos. Convocaremos a un constituyente con delegados de todos los estados del país, vendrán algunos de cada uno. En el proceso haremos una encuensta nacional sobre las aportaciones más significativas del nuevo proyecto constitucional, lo que también servirá de propaganda y sensibilización. Haremos una campaña para difundir y recoger opiniones y propuestas por todos los medios posibles. El Congreso constituyente rediscutirá el proyecto y lo afinará. Después de aprobado se someterá a un plebiscito autogestionado. Si el plebiscito lo aprueba se realizarán diferentes actos de proclamación y convocaremos a grupos, territorios, municipios, estados y la nación completa, a poner en vigencia el nuevo proyecto. Veremos qué efecto tiene todo esto sobre el cambio de poderes programado para 2018. La clase política está en su mayor desgaste histórico. Debido al opacamiento progresivo de Peña Nieto, vienen dos años de muchas movilizaciones sociales. Hay muchos grupos que podrían articularse y unir fuerzas en estos dos años. Nosotros estamos construyendo el cauce, los planos de la casa, que podrían servir para unir a muchos grupos dispersos que están buscando salidas a la debacle política y social que tenemos ahora. Veremos si nuestro experimento sirve para algo.

Prezado Luis:

Podrás decir que soy un soñador, pero -afortunadamente- no soy el único. Lennon Dixit

El CNPM es un grupo imposible pero existe. La Sociedad del Afecto va estableciéndose paso a paso, en familias, en Amapsi, en grupos, en Alfepsi. Al menos de manera esencial, sin ser perfecta nunca.

No perseguimos utopías como Galeano, solamente realidades interesantes. No queremos perder el tiempo en fantasías vanas. No ingenuidades pero sí audacia y ambición social. Aceptamos todo tipo de medios tonos, tropiezos, así como también caben los enmascarados y hasta los oportunistas. Ya el tiempo aclarará las aguas e irá dejando los sedimentos.

Si no tuviéramos ya la experiencia de éxitos sociales realizados en Iztacala, en Amapsi, con el Consejo Mexicano de Psicología, con el Consejo de Transformación Educativa, con el Consejo Latinoamericano de Transformación Educativa, con la Alfepsi y también con la Ulapsi, en Leipzig; con el propio Consejo Nacional del Pueblo Mexicano, que avanza rápidamente, entonces sí estaríamos quizá solamente construyendo castillos en el aire. La psicoterapia familiar y grupal que hemos practicado por años nos ha enseñado procesos alternativos para construir nuevas identidades y nuevas formas de interacción. Ahora estamos viendo cómo esos principios pueden funcionar políticamente y hasta ahora vamos muy bien.

El nuevo ser humano viene gestándose desde hace muchos años, incluso miles. No va a llegar apenas. Hay muchos personajes históricos que lo representan. La dialéctica consiste en concebir ese proceso de gestación y nacimiento. El proceso es complejo y va más allá de un misticismo mesiánico, incluye desde acciones guerrilleras hasta poemas.

De Trump solamente esperamos su desprecio y su agresividad. No deben importarnos sus creencias, o si le parece o no bien la Sociedad del afecto en México, pero cuidarnos mucho de sus acciones probables y contrarrestarlas en lo posible. La Sociedad del afecto va más allá del cristianismo porque no se trata de un evangelio, de un cambio individual solamente, sino de una transformación de la dinámica relacional entre los seres humanos, de cambios educativos, económicos, políticos y, por supuesto, también actitudinales. En un proceso dialéctico.

Es un proceso gradual, pero no es tan difícil lograr la felicidad: que la comunidad impulse las vocaciones de cada persona y que ésta cuente con una familia estable, al menos dos buenos amigos y sentido de comunidad o patria. Al menos en un 60%. Si avanzan en sus anhelos y los comparten amablemente las personas, los grupos y las comunidades son felices. No se requiere el 100%.

La Sociedad del Afecto tiene como esencia la diversidad de pensamiento y de enfoques culturales, por lo que no puede haber "partido único encapotado". Debe haber facilidades e impulsar la organización, la agrupación y la difusión de todas las ideas alternativas, incluyendo las conservadoras. Que no haya censura o marginación ideológica o política, como la hay ahora. La idea es que en ese ambiente plural y de diálogo lo más cuerdo prevalecerá de manera natural, por su propio peso.

La nueva constitución estará continuamente a revisión y a debate en los consejos nacional, estatales, municipales y locales. Las iniciativas de cambio serán difundidas y puestas a consideración, buscando consensos o, en su caso, votaciones que no dividan fácilmente al pueblo. Esto se expondrá como procedimiento para modificar la constitución. Buscaremos mecanismos para que todas las iniciativas estén al acceso, clasificadas, en internet y puedan ser procesadas de manera sistemática por los consejos.

Estamos viendo el tema de la democracia en los procesos judiciales, esto lo revisaremos el 23 de enero. Sobre el ejército trabajaremos el 5 de febrero. Una de las ideas es suprimir al ejército como en Costa Rica y solamente tener una guardia nacional, así como policías eficaces. Las cárceles, propongo yo, deben ser sustituidas por Hospitales Psicológicos (no psiquiátricos) para que los delincuentes (enfermos) reciban tratamiento intensivo y exhaustivo (tenemos ideas). Los delitos imprudenciales y los delitos menores deben ser compensados con trabajo para la comunidad y tratamiento psicológico externo.

Sí veremos con más cuidado la relación entre producción cooperativa y consumo, incluyendo el consumo de "bienes culturales".

El aprendizaje creador incorpora los aprendizajes "conductuales" y "significativos", no son canales distintos.

Valoramos, agradecemos y atenderemos todos tus comentarios, orientaciones y consejos. El concepto de la Sociedad del Afecto intenta un "marketing" "positivo", en lugar del uso reiterado de la denostación en la tradición política. Hemos encontrado que los sentimientos positivos "se venden más y mejor" que los negativos, aunque estos últimos tienen mejor rendimiento inmediato aparente. Desde luego que criticamos acremente a los conservadores y corruptos, pero sobre eso construimos y hablamos de otras posibilidades.

La única forma de evitar la crucifixión es que no haya redentores. El proceso debe ser colectivo, unitario, diverso, no centrado tanto en las personas sino en las ideas y proyectos, con ubicación en el proceso histórico del país. Es lo que ya hemos hecho en familias, grupos, instituciones, empresas, organizaciones. No es solamente una idea. Ya hay experiencias exitosas, como te mencionaba al principio.

 

Una constitución es un consenso, que en este caso comienza con un grupo pequeño de aproximadamente 60 a 100 personas, luego más grande, luego un congreso constituyente popular, luego plebiscitos y encuestas, hasta lograr que predomine un nuevo consenso nacional. No es un credo de alguien, no es un evangelio.

Comparto contigo el mantener una actitud escéptica, no soy un creyente. Pero también mi escepticismo me obliga a investigar y analizar lo que sí es posible. Que el escepticismo no nos lleve al pesimismo, a la pasividad, a la contemplación, al derrotismo. La idea es convocar a la inteligencia de la humanidad a favor de sí misma. Si la convocatoria no tuviera respuesta suficiente es porque nos falta algún conocimiento de la psicología social y política que habrá que investigar hasta lograr hacer efectiva esa convocatoria, si es que antes no nos hundimos en el pantano occidentalista.

La mención de nombres en el preámbulo quiere mostrar la pluralidad de pensamiento y la síntesis histórica que se pretende desde esa diversidad, así como hacer que las referencias de unos y otros aparezcan allí y se identifiquen con el nuevo proyecto. Todas las ideas a favor de la democracia plena, la justicia, la equidad, la fraternidad, la libertad y la paz pretenden ser recuperadas y amalgamadas en el proyecto constitucional. Si alguna faltara, la incorporaremos al darnos cuenta de ello.

Te enviaré el borrador nuevamente a fines de febrero, ya con la primera versión general para solicitarte una nueva revisión y comentarios. Están siendo muy útiles tus observaciones. Con ellos, contribuyes y formas parte ya de la Sociedad del Afecto, el tiempo que nos dedicas, tu experiencia, tus conocimientos, tus conceptos son muy valiosos. Al comulgar en lo esencial, no se requieren más oraciones.